Hoteles balnearios proponen un menú gastronómico slow food

Piscina-exterior-y-Terraza-HotelCASTILLA TERMAL presenta “Sabores”, un concepto gastronómico fusionado con el bienestar y el producto artesanal autóctono.

Cada uno de los tres hoteles balneario activos propone un menú gastronómico slow food, compuesto por cocina de calidad, creativa y basada en productos de la tierra con sensibilidad en la búsqueda de los orígenes.

“Sabores” dispone de cinco platos de especialidades gastronómicas locales y es el primer paso hacia la implantación en toda la carta de una filosofía basada en la cocina de cercanía, la calidad y la sostenibilidad.

La esencia culinaria de este menú combina los productos de temporada con cocina de mercado cántabra y una extensa carta de vinos de la región.

La sostenibilidad está presente en la participación de proveedores locales de materias primas que evitan amplios desplazamientos en el transporte y reducen las emisiones con efecto contaminante.

Solares, 2 de Junio de 2015.
CASTILLA TERMAL HOTELES presenta ‘Sabores’, un nuevo  menú basado en la filosofía “slow food”.  El concepto “slow food” persigue la pervivencia de las tradiciones gastronómicas locales y el fomento  del interés por la nutrición, los orígenes de los alimentos, los sabores y una política de sostenibilidad arragiada en el concepto de potenciar las materias primas autóctonas para limitar su transporte y, en consecuencia, las emisiones de efecto contaminante. Castilla Termal Hoteles busca recuperar esos valores y crear una fusión entre bienestar y producto artesanal local.

Deleite gastronómico en una propuesta completa de bienestar.

El objetivo es crear una experiencia completa que fusione el termalismo de aguas mineromedicinales con la nueva oferta gastronómica en un propósito común que desemboque en una propuesta de bienestar global. Se vincula así la cocina basada en el producto del entorno comarcal donde se asientan los distintos hoteles, todos ellos en zonas de especial significación donde lo cultural y lo gastronómico tienen tan estrecha relación.

Cada uno de los tres hoteles balneario propone un menú slow food en los que se plasman los sabores olmedanos (Castilla Termal Balneario de Olmedo), burguenses (Castilla Termal Burgo de Osma) y solariegos (Castilla Termal Balneario de Solares) gracias a una propuesta de excelencia culinaria basada en cocina de calidad, creativa y engarzada en el producto de la tierra. El menú ‘Sabores’ marca el primer paso hacia la implantanción en toda la carta de la cadena – los tres hoteles balnearios anteriores y el Monasterio de Valbuena- de una filosofía basada en la cocina de cercanía, la calidad y la sostenibilidad.

El menú slow food ‘Sabores’ ensalza los productos de la tierra a través de una selecta cocina que combina tradición e innovación culinaria en un menú degustación de cinco platos. La esencia culinaria del menú en el hotel cántabro de la cadena combina los productos de temporada con cocina de mercado local y un toque de innovación que reinventa la gastronomía. Junto a estos ingredientes se suma una extensa carta de vinos de la región.

Medio Cudeyo, versatilidad para paladar.

Zona de contrastes que destaca por su versatilidad en la mesa, el menú ‘Sabores’ Tierras de Medio Cudeyo da muestra de la amplia variedad de productos de la huerta, el mar y la tierra que Cantabria regala al paladar.

Comienza en primer lugar con carpaccio de pulpo sobre emulsión de patata de Valderrible y aceite de la vera con su flor de hortalizas; para seguir boquerones del Cantábrico sobre escalibada de verduras asadas y aliño de aceite de ajitos.

Una suprema de merluza al estilo del Marqués sobre micro-pisto de hortalizas de Hermosa y fina crema de camarones, abre paso a una hamburguesa de carne de raza Tudanca, queso Pasiego y cremoso de cebolleta sobre Torta de Borona Montañés. Para terminar no podía faltar la quesada cántabra casera con helado cremoso de sobao Pasiego.

El espíritu con el que nace ‘Sabores’ Tierras de Medio Cudeyo ha inspirado el diseño del menú para una cena que cierra una jornada repleta de bienestar. Para comenzar, un timbal de ventresca de bonito, cebolla roja de Liébana y Foie precede al lomo de Jargo al horno, emulsión de tartar de algas y su crujiente para finalizar con un yogur artesano de los valles pasiegos con frutos montañeses.

Dinamizador de zonas rurales.

La contribución a la repoblación creando empleo cualificado en zonas rurales y la apuesta por los productores locales forman parte de los pilares básicos de Castilla Termal desde sus inicios.

En 2015, Castilla Termal generará 80 nuevos puestos de trabajo y alcanzará una cifra total de 260 trabajadores. En este aspecto la empresa ha experimentado un crecimiento muy notable desde la plantilla de 70 empleados iniciales con que contaba en 2005, que aumentó hasta los 154 en el año 2013 y las 180 personas con que cerró el ejercicio 2014, siendo además un claro generador de empleo femenino, ya que el 73% de su plantilla son mujeres.

Además, Castilla Termal ensalza su entorno rural utilizando productos locales y apuesta por el uso de proveedores de la comarca para colaborar con su dinamización y contribuir a la supervivencia de productos artesanos de elaboración a pequeña escala.

A este compromiso con el entorno, se añaden sus objetivos de reducción de emisiones de gases invernadero para los que la cadena realiza mediciones de huella de carbono. Estos controles sirven a Castilla Termal Hoteles para analizar lo que supone este tipo de reducción de emisiones. Algunos índices y logros de esta contribución: reducción del 22% del ratio de consumo de gas por cliente/noche, minoración del 18,4% del ratio de electricidad, 21% de disminución del consumo de agua y decrecimiento del 21% en la generación de emisiones de CO2 por cliente/noche.

Castilla Termal, referente en termalismo de alta gama.

Al concepto de ‘paradores del agua’, que hace a Castilla Termal un referente único en toda España, se ha sumado a lo largo de los años la ampliación de ofertas turísticas y productos para configurar experiencias termales completas. Gastronomía, enoturismo, tratamientos de belleza u oferta infantil, entre otros, se han sumado a la oferta termal dando muestra de la capacidad de Castilla Termal para innovar en nuevos servicios y acercarse las nuevas tendencias de los visitantes de sus hoteles-balneario.www.castillatermal.com.

Leave A Response